Escuela Bíblica de Invierno 2018 se realizó en Casa Claret de Talagante

Entre los días 20 y 22 de julio en la Casa Padre Claret de Talagante se realizó la Escuela Bíblica de Invierno de Cebiclar Chile.

Durante la jornada se trabajó el Evangelio de Lucas, facilitado por Gabriel Lobos del equipo bíblico de la Casa de la Palabra (Santiago).

Con esta escuela culminó el proceso formativo del evangelio iniciado en la escuela de verano por Marta Biocchi y el P. Anibal Zilli.

Cerca de unas 60 personas de las distintas comunidades del país se hicieron presente en este espacio formativo.  También participaron jóvenes de Andacollo, Santiago, Curicó y Temuco

La jornada contó con la participación del Consultor Prefecto de Pastoral Juvenil y Vocacional, P. Jorge Cóceres, quien presentó las propuestas del caminar de la pastoral en la provincia. Junto al Coordinador Provincial de Animación Bíblica, Jaime Michea, presentaron y socializaron los proyectos y campañas que lleva adelante Proclade.

Un momento importante en la Escuela fue el trabajo en torno al tema de la crisis de la Iglesia Chilena, donde se realizó una mirada desde lo bíblico dialogando desde sus dolores, pero también de las esperanzas que llevan a procesos de transformación. Este trabajo fue realizado por Jaime Michea.

2 comentarios

  1. Hola.
    Soy Juan Andrés Vivallo Pérez, y tengo el orgullo de haber cursado en el Instituto Claret de Tenmuco desde 1ª preparatoria hasta el 6º Humanidades. Fui el segundo alumno en hacer toda la escolaridad allí. Ya que antes estaba solo hasta el 5º de Humanidades. En 1964 hubo 6º Humaniddes por 1ª vez, y el primero en completar todos los estudios fue Carlos Montecino. Al año siguiente no hubo 6ª, y se instaló definitivamente en 1966.
    Allí tomé mi primera comunión el 8 de diciembre de 1954 y la confirmación, con el obispo Alejandro Menchaca Lira, además de pasar a integrar la Legión de María.
    Mi madre, además de ser constante cooperadora del colegio, fue la presidente de las Damas Carmelitas muchos años, junto a la señora Dominguita Obreque de Kuramochi.
    Tuve el privilegio de conocer al RP Salvador Llerenas, un gran organista, único en sudamérica. Un gran misionero, el RP Mario Vera, de una voz de tenor que llenaba la Iglesia. Al RP Chang, que pasaba los lunes, en la primera clase de la mañana (antes que nos gastáramos la plata en el recreo), con El Negrito (una alcancía) recolectando para las misiones en Africa, tarea que después siguió el RP Mario Manríquez.
    Entre los superiores me recuerdo a los RP Serapio Revaque, Juan Vázquez, Manuel Escalona, Juan Escalona y Alfonso Marcos (un amigazo que recuerdo con mucho afecto). Y a muchísimos secerdotes como Vargas, Pino (que luego dejaron su voto), Genaro, Méndez, Rioja, Lazo, Rebilla, Vega, González, De Pablo, Guzmán, Cabré, Gómez, San Juan y otros cuya imagen tengo, pero no su apellido. Y por su puesto, al gran mentor y hacedor de lo que es ahora este inmenso Colegio, RP. Arranz, primo del padre San Juan.
    Integré el seleccionado del colegio de básquetbol campeón intercolegial en 1964, 65 y 66, y posteriormente entrené y dirigí el seleccionado con que ganamos los intercolegiales de 1968 y 69.
    En 1954 participé en la primera revista de gimnasia del Colegio (reemplazando a un chico de 4ª preparatoria que se enfermó), al año siguiente se hizo la revista en el Teatro Municipal. Era algo grandioso. Y también integré la banda de guerra del colegio como tambor (cajas), que al año siguiente desapareció.
    Siempre recuerdo la misa del colegio, los domingos a las 9.30, no falté nunca, y tengo diplomas por ello. Paro me gustaba la misa vespertina de los sábados y el mes de María en noviembre-diciembre.
    Ahora concurro a misa a la Iglesia Corazón de María, aquí en Bahía Blanca, Argentina.
    Gracias por su atención, un saludo grande a todos los claretianos dispersos por el mundo.
    Juan Andrés Vivallo Pérez

Deje un comentario